preteritoによる表出のための条件: 無生主語文の場合

Translated title of the contribution: Condiciones para la expresion en el preterito (la forma cante): en caso de las oraciones inanimadas

Research output: Contribution to journalArticle

Abstract

En español hay no pocas proposiciones cuya expresión en el pretérito (la forma canté) es casi imposible o muy difícil como se ven a continuación. a) La carta " dijo/decia hola. (Doiz-Bienzo bas 1995) b) El vestido * llevó/llevaba perlas. (Ibid. ) e) La ventana ?'dio/daba al sur. Aunque en la gramática española hay muchos estudios sobre la función del pretérito, son muy pocos los que se refieren a este fenómeno, Esto nos hace pensar que este fenómeno mismo puede ser algo que invalide cada explicación de esta forma verbal. Pero, si se intenta asignar a este pretérito una función coherente y razonable, no se deberá desatender este hecho lingüistico. Nuestro trabajo tiene como objetivo investigar varias condiciones para que una proposición se exprese en el pretérito, enfocando sobre todo en las oraciones cuyo sujeto es inanimado (ya que en la mayoría de los casos en que se hace imposible la expresión en el pretérito, el sujeto es inanimado), y al mismo tiempo tomando como punto de partida la función del pretérito propuesta por Uamamura (1996a), según la cual esta forma verbal indica el cambio del no-cumplimiento en el cumplimiento, o sea, la ocurrencia (occurrence en inglés) de la proposición en cuestión. Según Uamamura (1996b), las oraciones expresadas en el imperfecto se dividen en dos grupos diferentes. Uno se consiste de las oraciones atélicas que presuponen la ocurrencia de lo que significa la proposición en cuestión y el otro de las oraciones télicas que no presuponen ta 1 ocurrencia del contenido proposicio nal sino sólo indican el curso o el proceso hacia su ocurrencia. U de estos dos grupos, el más problemático con respecto a la posibilidad de la expresión en el pretérito es el grupo atélico. Cuando una proposición atélica se expresa en el pretérito, la oración hecha significa la ocurrencia misma de dicha proposición, así que en caso de que haya algún problema en su expresión en el pretérito, se suponga que hay algo que imposibilite su ocurrencia. Doiz-Bienzo bas (1995) dice que esta posibilidad o no de la expresión en el pretérito tiene mucho que ver con la agentividad del sujeto y que las oraciones inanimadas, como les falta la agentividad, son muy difíciles de expresarse en el pretérito. Sin embargo, según nuestros datos, se observa que la posibilidad o no de la expresión en el pretérito no sólo depende de la agentividad sino también de otros elementos más abstractos como el reconocimiento o la perceptibilidad por parte del hablante de la ocurrencia de lo que significa la proposición. Véanse los ejemplos siguientes: d) Sobre la mesa aparecía un grueso álbum de fotografías. d') *Sobre la mesa aparecía poco a poco un grueso álbum de fotografías. d") Sobre la mesa apareció un grueso álbum de fotografias. Por la imposibilidad de la adjunción del adverbio poco a poco en el ejemplo d9), se entiende que el ejemplo d) es una oración estativa que indica el estadoresultativo que viene de la ocurrencia de la proposición [sobre la mesa aparecer un grueso álbum de fotografías] . Es evidente que le falta la agentividad al sujeto del ejemplo d), pero, como muestra el ejemplo d9'), eso no impide que la proposición en cuestión se exprese en el pretérito. Creemos que la razón principal por la que el ejemplo (d" ) es posible es que la ocurrencia de dicha proposición no está basada en el cambio o la acción que se supone que causa el sujeto sino en el reconocimiento o la percepción por parte del hablante de lo que significa dicha proposición. Lo mismo ocurre en los ejemplos siguientes: e) *El camino condujo a la playa. e') El camino nos condujo a la playa. Según el ejemplo e ) , la proposición[el camino conducir a la playa] no se puede expresar en el pretérito porque aquí, a nuestro parecer, no hay ningún elemento semántico o cognoscitivo que haga posible que el hablante reconozca o perciba la ocurrencia del contenido de la proposición, En cambio, la proposición [el camino conducirnos a la playa] sí se expresa en el pretkrito como muestra el ejemplo e'). ¿Por qué hay tal diferencia a pesar de que ambos ejemplos tienen el misrno sujeto inanimado3 La razón quizá esté en la existencia del pronombre acusativo nos en el ejemplo e'). Es deicr, este pronombre acusativo nos tiene papel semántico de tema y eso le facilita al hablante sacar una interpretación de que es verdad que ocurrió lo que significa la proposición. Como muestran los ejemplos mencionados, en la posibilidad o no de la expresión en el pretérito de una proposición intervienen varios elementos cognoscitivos. Pero creemos que lo más importante es si el hablante puede reconocer o no (percibir o no) la ocurrencia de lo que significa la proposición. Pensando así, llegaremos a la conclusión de que si el sujeto se reconce como algo que participe en la ocurrencia del contenido de la proposición, aunque sea inanimado (o no tenga agentividad), la proposición se puede expresar en el pretérito,
Original languageJapanese
Pages (from-to)185-207
Number of pages23
Journal言語文化論究
Volume9
DOIs
Publication statusPublished - 1998

Cite this

preteritoによる表出のための条件 : 無生主語文の場合. / 山村ひろみ.

In: 言語文化論究, Vol. 9, 1998, p. 185-207.

Research output: Contribution to journalArticle

@article{90981eac1e2b4c13a5771a1579be07d9,
title = "preteritoによる表出のための条件: 無生主語文の場合",
abstract = "En espa{\~n}ol hay no pocas proposiciones cuya expresi{\'o}n en el pret{\'e}rito (la forma cant{\'e}) es casi imposible o muy dif{\'i}cil como se ven a continuaci{\'o}n. a) La carta {"} dijo/decia hola. (Doiz-Bienzo bas 1995) b) El vestido * llev{\'o}/llevaba perlas. (Ibid. ) e) La ventana ?'dio/daba al sur. Aunque en la gram{\'a}tica espa{\~n}ola hay muchos estudios sobre la funci{\'o}n del pret{\'e}rito, son muy pocos los que se refieren a este fen{\'o}meno, Esto nos hace pensar que este fen{\'o}meno mismo puede ser algo que invalide cada explicaci{\'o}n de esta forma verbal. Pero, si se intenta asignar a este pret{\'e}rito una funci{\'o}n coherente y razonable, no se deber{\'a} desatender este hecho ling{\"u}istico. Nuestro trabajo tiene como objetivo investigar varias condiciones para que una proposici{\'o}n se exprese en el pret{\'e}rito, enfocando sobre todo en las oraciones cuyo sujeto es inanimado (ya que en la mayor{\'i}a de los casos en que se hace imposible la expresi{\'o}n en el pret{\'e}rito, el sujeto es inanimado), y al mismo tiempo tomando como punto de partida la funci{\'o}n del pret{\'e}rito propuesta por Uamamura (1996a), seg{\'u}n la cual esta forma verbal indica el cambio del no-cumplimiento en el cumplimiento, o sea, la ocurrencia (occurrence en ingl{\'e}s) de la proposici{\'o}n en cuesti{\'o}n. Seg{\'u}n Uamamura (1996b), las oraciones expresadas en el imperfecto se dividen en dos grupos diferentes. Uno se consiste de las oraciones at{\'e}licas que presuponen la ocurrencia de lo que significa la proposici{\'o}n en cuesti{\'o}n y el otro de las oraciones t{\'e}licas que no presuponen ta 1 ocurrencia del contenido proposicio nal sino s{\'o}lo indican el curso o el proceso hacia su ocurrencia. U de estos dos grupos, el m{\'a}s problem{\'a}tico con respecto a la posibilidad de la expresi{\'o}n en el pret{\'e}rito es el grupo at{\'e}lico. Cuando una proposici{\'o}n at{\'e}lica se expresa en el pret{\'e}rito, la oraci{\'o}n hecha significa la ocurrencia misma de dicha proposici{\'o}n, as{\'i} que en caso de que haya alg{\'u}n problema en su expresi{\'o}n en el pret{\'e}rito, se suponga que hay algo que imposibilite su ocurrencia. Doiz-Bienzo bas (1995) dice que esta posibilidad o no de la expresi{\'o}n en el pret{\'e}rito tiene mucho que ver con la agentividad del sujeto y que las oraciones inanimadas, como les falta la agentividad, son muy dif{\'i}ciles de expresarse en el pret{\'e}rito. Sin embargo, seg{\'u}n nuestros datos, se observa que la posibilidad o no de la expresi{\'o}n en el pret{\'e}rito no s{\'o}lo depende de la agentividad sino tambi{\'e}n de otros elementos m{\'a}s abstractos como el reconocimiento o la perceptibilidad por parte del hablante de la ocurrencia de lo que significa la proposici{\'o}n. V{\'e}anse los ejemplos siguientes: d) Sobre la mesa aparec{\'i}a un grueso {\'a}lbum de fotograf{\'i}as. d') *Sobre la mesa aparec{\'i}a poco a poco un grueso {\'a}lbum de fotograf{\'i}as. d{"}) Sobre la mesa apareci{\'o} un grueso {\'a}lbum de fotografias. Por la imposibilidad de la adjunci{\'o}n del adverbio poco a poco en el ejemplo d9), se entiende que el ejemplo d) es una oraci{\'o}n estativa que indica el estadoresultativo que viene de la ocurrencia de la proposici{\'o}n [sobre la mesa aparecer un grueso {\'a}lbum de fotograf{\'i}as] . Es evidente que le falta la agentividad al sujeto del ejemplo d), pero, como muestra el ejemplo d9'), eso no impide que la proposici{\'o}n en cuesti{\'o}n se exprese en el pret{\'e}rito. Creemos que la raz{\'o}n principal por la que el ejemplo (d{"} ) es posible es que la ocurrencia de dicha proposici{\'o}n no est{\'a} basada en el cambio o la acci{\'o}n que se supone que causa el sujeto sino en el reconocimiento o la percepci{\'o}n por parte del hablante de lo que significa dicha proposici{\'o}n. Lo mismo ocurre en los ejemplos siguientes: e) *El camino condujo a la playa. e') El camino nos condujo a la playa. Seg{\'u}n el ejemplo e ) , la proposici{\'o}n[el camino conducir a la playa] no se puede expresar en el pret{\'e}rito porque aqu{\'i}, a nuestro parecer, no hay ning{\'u}n elemento sem{\'a}ntico o cognoscitivo que haga posible que el hablante reconozca o perciba la ocurrencia del contenido de la proposici{\'o}n, En cambio, la proposici{\'o}n [el camino conducirnos a la playa] s{\'i} se expresa en el pretkrito como muestra el ejemplo e'). ¿Por qu{\'e} hay tal diferencia a pesar de que ambos ejemplos tienen el misrno sujeto inanimado3 La raz{\'o}n quiz{\'a} est{\'e} en la existencia del pronombre acusativo nos en el ejemplo e'). Es deicr, este pronombre acusativo nos tiene papel sem{\'a}ntico de tema y eso le facilita al hablante sacar una interpretaci{\'o}n de que es verdad que ocurri{\'o} lo que significa la proposici{\'o}n. Como muestran los ejemplos mencionados, en la posibilidad o no de la expresi{\'o}n en el pret{\'e}rito de una proposici{\'o}n intervienen varios elementos cognoscitivos. Pero creemos que lo m{\'a}s importante es si el hablante puede reconocer o no (percibir o no) la ocurrencia de lo que significa la proposici{\'o}n. Pensando as{\'i}, llegaremos a la conclusi{\'o}n de que si el sujeto se reconce como algo que participe en la ocurrencia del contenido de la proposici{\'o}n, aunque sea inanimado (o no tenga agentividad), la proposici{\'o}n se puede expresar en el pret{\'e}rito,",
author = "ひろみ 山村",
year = "1998",
doi = "10.15017/5451",
language = "Japanese",
volume = "9",
pages = "185--207",
journal = "言語文化論究",
issn = "1341-0032",
publisher = "九州大学大学院言語文化研究院",

}

TY - JOUR

T1 - preteritoによる表出のための条件

T2 - 無生主語文の場合

AU - 山村, ひろみ

PY - 1998

Y1 - 1998

N2 - En español hay no pocas proposiciones cuya expresión en el pretérito (la forma canté) es casi imposible o muy difícil como se ven a continuación. a) La carta " dijo/decia hola. (Doiz-Bienzo bas 1995) b) El vestido * llevó/llevaba perlas. (Ibid. ) e) La ventana ?'dio/daba al sur. Aunque en la gramática española hay muchos estudios sobre la función del pretérito, son muy pocos los que se refieren a este fenómeno, Esto nos hace pensar que este fenómeno mismo puede ser algo que invalide cada explicación de esta forma verbal. Pero, si se intenta asignar a este pretérito una función coherente y razonable, no se deberá desatender este hecho lingüistico. Nuestro trabajo tiene como objetivo investigar varias condiciones para que una proposición se exprese en el pretérito, enfocando sobre todo en las oraciones cuyo sujeto es inanimado (ya que en la mayoría de los casos en que se hace imposible la expresión en el pretérito, el sujeto es inanimado), y al mismo tiempo tomando como punto de partida la función del pretérito propuesta por Uamamura (1996a), según la cual esta forma verbal indica el cambio del no-cumplimiento en el cumplimiento, o sea, la ocurrencia (occurrence en inglés) de la proposición en cuestión. Según Uamamura (1996b), las oraciones expresadas en el imperfecto se dividen en dos grupos diferentes. Uno se consiste de las oraciones atélicas que presuponen la ocurrencia de lo que significa la proposición en cuestión y el otro de las oraciones télicas que no presuponen ta 1 ocurrencia del contenido proposicio nal sino sólo indican el curso o el proceso hacia su ocurrencia. U de estos dos grupos, el más problemático con respecto a la posibilidad de la expresión en el pretérito es el grupo atélico. Cuando una proposición atélica se expresa en el pretérito, la oración hecha significa la ocurrencia misma de dicha proposición, así que en caso de que haya algún problema en su expresión en el pretérito, se suponga que hay algo que imposibilite su ocurrencia. Doiz-Bienzo bas (1995) dice que esta posibilidad o no de la expresión en el pretérito tiene mucho que ver con la agentividad del sujeto y que las oraciones inanimadas, como les falta la agentividad, son muy difíciles de expresarse en el pretérito. Sin embargo, según nuestros datos, se observa que la posibilidad o no de la expresión en el pretérito no sólo depende de la agentividad sino también de otros elementos más abstractos como el reconocimiento o la perceptibilidad por parte del hablante de la ocurrencia de lo que significa la proposición. Véanse los ejemplos siguientes: d) Sobre la mesa aparecía un grueso álbum de fotografías. d') *Sobre la mesa aparecía poco a poco un grueso álbum de fotografías. d") Sobre la mesa apareció un grueso álbum de fotografias. Por la imposibilidad de la adjunción del adverbio poco a poco en el ejemplo d9), se entiende que el ejemplo d) es una oración estativa que indica el estadoresultativo que viene de la ocurrencia de la proposición [sobre la mesa aparecer un grueso álbum de fotografías] . Es evidente que le falta la agentividad al sujeto del ejemplo d), pero, como muestra el ejemplo d9'), eso no impide que la proposición en cuestión se exprese en el pretérito. Creemos que la razón principal por la que el ejemplo (d" ) es posible es que la ocurrencia de dicha proposición no está basada en el cambio o la acción que se supone que causa el sujeto sino en el reconocimiento o la percepción por parte del hablante de lo que significa dicha proposición. Lo mismo ocurre en los ejemplos siguientes: e) *El camino condujo a la playa. e') El camino nos condujo a la playa. Según el ejemplo e ) , la proposición[el camino conducir a la playa] no se puede expresar en el pretérito porque aquí, a nuestro parecer, no hay ningún elemento semántico o cognoscitivo que haga posible que el hablante reconozca o perciba la ocurrencia del contenido de la proposición, En cambio, la proposición [el camino conducirnos a la playa] sí se expresa en el pretkrito como muestra el ejemplo e'). ¿Por qué hay tal diferencia a pesar de que ambos ejemplos tienen el misrno sujeto inanimado3 La razón quizá esté en la existencia del pronombre acusativo nos en el ejemplo e'). Es deicr, este pronombre acusativo nos tiene papel semántico de tema y eso le facilita al hablante sacar una interpretación de que es verdad que ocurrió lo que significa la proposición. Como muestran los ejemplos mencionados, en la posibilidad o no de la expresión en el pretérito de una proposición intervienen varios elementos cognoscitivos. Pero creemos que lo más importante es si el hablante puede reconocer o no (percibir o no) la ocurrencia de lo que significa la proposición. Pensando así, llegaremos a la conclusión de que si el sujeto se reconce como algo que participe en la ocurrencia del contenido de la proposición, aunque sea inanimado (o no tenga agentividad), la proposición se puede expresar en el pretérito,

AB - En español hay no pocas proposiciones cuya expresión en el pretérito (la forma canté) es casi imposible o muy difícil como se ven a continuación. a) La carta " dijo/decia hola. (Doiz-Bienzo bas 1995) b) El vestido * llevó/llevaba perlas. (Ibid. ) e) La ventana ?'dio/daba al sur. Aunque en la gramática española hay muchos estudios sobre la función del pretérito, son muy pocos los que se refieren a este fenómeno, Esto nos hace pensar que este fenómeno mismo puede ser algo que invalide cada explicación de esta forma verbal. Pero, si se intenta asignar a este pretérito una función coherente y razonable, no se deberá desatender este hecho lingüistico. Nuestro trabajo tiene como objetivo investigar varias condiciones para que una proposición se exprese en el pretérito, enfocando sobre todo en las oraciones cuyo sujeto es inanimado (ya que en la mayoría de los casos en que se hace imposible la expresión en el pretérito, el sujeto es inanimado), y al mismo tiempo tomando como punto de partida la función del pretérito propuesta por Uamamura (1996a), según la cual esta forma verbal indica el cambio del no-cumplimiento en el cumplimiento, o sea, la ocurrencia (occurrence en inglés) de la proposición en cuestión. Según Uamamura (1996b), las oraciones expresadas en el imperfecto se dividen en dos grupos diferentes. Uno se consiste de las oraciones atélicas que presuponen la ocurrencia de lo que significa la proposición en cuestión y el otro de las oraciones télicas que no presuponen ta 1 ocurrencia del contenido proposicio nal sino sólo indican el curso o el proceso hacia su ocurrencia. U de estos dos grupos, el más problemático con respecto a la posibilidad de la expresión en el pretérito es el grupo atélico. Cuando una proposición atélica se expresa en el pretérito, la oración hecha significa la ocurrencia misma de dicha proposición, así que en caso de que haya algún problema en su expresión en el pretérito, se suponga que hay algo que imposibilite su ocurrencia. Doiz-Bienzo bas (1995) dice que esta posibilidad o no de la expresión en el pretérito tiene mucho que ver con la agentividad del sujeto y que las oraciones inanimadas, como les falta la agentividad, son muy difíciles de expresarse en el pretérito. Sin embargo, según nuestros datos, se observa que la posibilidad o no de la expresión en el pretérito no sólo depende de la agentividad sino también de otros elementos más abstractos como el reconocimiento o la perceptibilidad por parte del hablante de la ocurrencia de lo que significa la proposición. Véanse los ejemplos siguientes: d) Sobre la mesa aparecía un grueso álbum de fotografías. d') *Sobre la mesa aparecía poco a poco un grueso álbum de fotografías. d") Sobre la mesa apareció un grueso álbum de fotografias. Por la imposibilidad de la adjunción del adverbio poco a poco en el ejemplo d9), se entiende que el ejemplo d) es una oración estativa que indica el estadoresultativo que viene de la ocurrencia de la proposición [sobre la mesa aparecer un grueso álbum de fotografías] . Es evidente que le falta la agentividad al sujeto del ejemplo d), pero, como muestra el ejemplo d9'), eso no impide que la proposición en cuestión se exprese en el pretérito. Creemos que la razón principal por la que el ejemplo (d" ) es posible es que la ocurrencia de dicha proposición no está basada en el cambio o la acción que se supone que causa el sujeto sino en el reconocimiento o la percepción por parte del hablante de lo que significa dicha proposición. Lo mismo ocurre en los ejemplos siguientes: e) *El camino condujo a la playa. e') El camino nos condujo a la playa. Según el ejemplo e ) , la proposición[el camino conducir a la playa] no se puede expresar en el pretérito porque aquí, a nuestro parecer, no hay ningún elemento semántico o cognoscitivo que haga posible que el hablante reconozca o perciba la ocurrencia del contenido de la proposición, En cambio, la proposición [el camino conducirnos a la playa] sí se expresa en el pretkrito como muestra el ejemplo e'). ¿Por qué hay tal diferencia a pesar de que ambos ejemplos tienen el misrno sujeto inanimado3 La razón quizá esté en la existencia del pronombre acusativo nos en el ejemplo e'). Es deicr, este pronombre acusativo nos tiene papel semántico de tema y eso le facilita al hablante sacar una interpretación de que es verdad que ocurrió lo que significa la proposición. Como muestran los ejemplos mencionados, en la posibilidad o no de la expresión en el pretérito de una proposición intervienen varios elementos cognoscitivos. Pero creemos que lo más importante es si el hablante puede reconocer o no (percibir o no) la ocurrencia de lo que significa la proposición. Pensando así, llegaremos a la conclusión de que si el sujeto se reconce como algo que participe en la ocurrencia del contenido de la proposición, aunque sea inanimado (o no tenga agentividad), la proposición se puede expresar en el pretérito,

U2 - 10.15017/5451

DO - 10.15017/5451

M3 - 記事

VL - 9

SP - 185

EP - 207

JO - 言語文化論究

JF - 言語文化論究

SN - 1341-0032

ER -